• APRÉNDETE EL HIT

    APRÉNDETE EL HIT

    Del momento: ♪♫ Manudo decime que se siente, seguiiiir pensando en un Mundial... ♪♫ Read More
  • 1

¡Que le digan gracias a Bolívar!

¿Te gusta nuestro contenido? ¡Compártelo!

Saprissa - Puntarenas@aldia

Si algo valió el boleto ayer en la “Olla Mágica” fue ver a Víctor Bolívar, guardameta de Saprissa, volar y salvar a su equipo de la derrota.

Lo hizo en el primer tiempo cuando le sacó un balón a Diego Brenes, quien remató de tiro libre, pero el arquero se fue sobre el ángulo de su mano izquierda y dijo ¡no señor!.

También le dijo no a Rafael Rodríguez al final del compromiso, cuando dos veces y a quema ropa, evitó la victoria de los locales. Fue en el lanzamiento de penal. La mirada de los aficionados se clavó en ese instante, en el momento en que Rodríguez se preparaba para fusilar desde los once metros y Bolívar, de pie sobre la línea de gol, extendía una mano como diciéndole a Rodríguez, por aquí viene el disparo.

En las gradas algunos cruzaban los dedos, otros de pie esperaban el momento para gritar el gol de Puntarenas, pero no señores, Víctor se llevó el disparo, gran tapada y como si fuera poco, en el contra remate se fue con todo ante Rafael Rodríguez, fue valiente y también rechazó la pelota.

Ver en acción a Bolívar valió la pena, como también valió la pena mirar el gol del empate a dos que hizo Rafael Rodríguez, una acción bien construida por el “Puerto”, un taquito de lujo de Pedro Leal y Rodríguez con toque suave, como si estuviera jugando billar, como si se tratara de meter elegante la bola negra, la número ocho, venció a Bolívar.

Sin duda esas acciones dejaron satisfecho a más de uno, incluidos los jugadores, quienes terminaron contentos con el 2 a 2.

Empate justo, porque ningún equipo fue mejor al otro, porque el calor no permitió que los futbolistas lograran desarrollar su mejor juego. Aún así fue un buen partido. Empate merecido, porque la cancha del Lito Pérez, en muy mal estado no ayuda a que se dé un buen espectáculo.

Los escasos aficionados que llegaron al “Coquetón” Lito Pérez, que ya no luce tan coqueto, observaron un partido agradable, cuatro goles, buenas tapadas de Bolívar, un penal errado, errores, como el de Diego Brenes, quien propició el segundo tanto morado. No se paró fuerte, Guzmán lo desplazó fácil y la bola adentro.

¿Te gusta nuestro contenido? ¡Compártelo!

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn